FARC-EP Segunda Marquetalia:

Hermano Pedro Casaldáliga, el tiempo de tu liturgia, la de los menesterosos y pobres de la tierra, se funde en tu verbo y en tu obra con la eternidad. ¡Kairós tou poiesai a Kyrio! Es tiempo de decisiones; es tiempo para actuar. Tal como lo expresaste respecto al Romero apóstol salvadoreño, a ti también que viviste para darlo todo por los demás, «El Pueblo te hizo santo». «La hora del Pueblo te consagró en el «kairós». «Los Pobres te enseñaron a leer el Evangelio». Hasta las selvas insurgentes de la Colombia de Bolívar, a pocos días de la partida del Mallku Felipe Quispe, ha llegado la noticia de la muerte de Dom Pedro Casaldáliga. Sí, Dom Pedro, sin títulos porque nunca los quiso, ni de jerarquías, ni de honores, aunque se mereciera todos los que existiesen para expresar el sentido de máxima probidad, desprendimiento y bondad. Pedro Casaldáliga simboliza toda una vida cristiana de verdadero sacerdocio ceñidamente popular, militando en la «Teología de la Liberación», que para él era la reflexión y la vivencia de la espiritualidad emancipante al lado de los desposeídos; es decir, el sentido del apostolado identificado en palabra y acción con un Jesucristo terrenal; el «Hombre…

Para leer el artículo complet, haga click aquí: – PEDRO CASALDÁLIGA – Bolivariano pastor de pobrerías (FARC-EP Segunda Marquetalia)