Partido Comunista Ecuatoriano:

La Ley de sostenibilidad fiscal, elaborada por el gobierno de Lasso el año pasado, entró en vigencia debido a que la Asamblea Nacional no fue capaz de negarla o al menos modificarla, poniendo en trabajadoras y trabajadores asalariados la carga de financiar el déficit presupuestario, buscando trasladar al sector privado la responsabilidad del Estado para invertir en servicios y obras de interés público como recompensa que le evita al capital privado aportar al erario nacional, facilitando a la postre las condiciones de acumulación de riqueza.  Y si con esto no basta, ya se ha anunciado nuevo paquete de reformas en asuntos laborales, que no han ocultado su intención de facilitar la explotación de quienes que viven en el desempleo.  Y no menos importante, es que se plantea ya una consulta popular, so pretexto de reformar el sistema judicial -y quién sabe qué más pretenderán hacer con la constitución-. Aquello por mencionar algunas de las cosas que el gobierno neoliberal ha impulsado, mientras los asesinatos en diversos escenarios, la violencia de género, los robos, la calidad de los servicios públicos -especialmente del sector salud- son muestra de que las preocupaciones del gobierno neoliberal están divorciadas del interés popular e íntimamente cercano al interés de bancos, aseguradoras, capitales extranjeros y de sus acólitos políticos.  Luego de la miseria del gobierno de Moreno, el gobierno de Lasso demuestra fehacientemente que siempre se pueden hacer cosas peores, a pesar de su intento de presentarse como cumplidor de promesas de campaña, con un aumento del salario mínimo que, ni es histórico, ni responde a las necesidades de desarrollo humano de los menos favorecidos. Los avances en derecho, como el caso de la despenalización del aborto por violación, son hechos que se han dado a pesar del gobierno.  Y la vacunación contra Covid, ya no le alcanza como carta de presentación cuando las demás vacunas para niños y niñas, las medicinas faltan en los establecimientos de salud, trasladando al bolsillo de la población los gastos que son responsabilidad constitucional y legal del Estado. Ya viene carnaval y la gran oferta de Lasso es reducir al IVA durante el feriado, para fomentar un consumo que sistemáticamente está siendo afectado por el propio gobierno, en un mercado sin un Estado capaz de ejercer control efectivo. Este es un año que reclama retomar la resistencia popular.  Es un año que reclama la voz viva del pueblo, por todos los…

Para leer el artículo completo, haga click aquí: – 2022 Para vivir hay que resistir contra el neoliberalismo. (Partido Comunista Ecuatoriano)