Imprimir
USA

La rabia popular que estalló hace una semana en EEUU tras el asesinato a sangre fría de George Floyd, trabajador afroamericano de 47 años, por la policía en Mineápolis, continúa contra la represión de estado y la fuerza brutal desplegada por la policía. Cientos de miles de estadounidenses salieron a las calles durante los últimos días en más de 80 grandes ciudades, o sea en los dos tercios de los estados del país, para protestar contra la barbarie del estado y la violencia racista de las fuerzas de represión.

A pesar de la indignación ante la muerte de G. Floyd, el gobierno está aumentando las amenazas a las masas y proporciona “más medios militares si los gobernadores y alcaldes lo necesitan y no pueden controlar la situación”. Una vez más, los capitalistas y sus gobiernos demuestran que la vida de la gente sencilla no tiene ningún valor para los capitalistas.

Este es el momento de que las organizaciones de la clase obrera estén en la primera línea de la lucha por justicia social e igualdad contra la opresión del estado. La FSM llama a cada sindicato, cada sindicalista que se precie de serlo, a apoyar la lucha del pueblo en los EEUU. Exigimos el cese inmediato de la violencia policial. Hay que apoyar a los desempleados y la gente pobre. Los asesinos de afroamericanos deben ser castigados.

La FSM llama a sus organizaciones afiliadas en cada rincón del mundo a participar en la campaña de la FSM, sacando fotos en grupos, emitiendo comunicados en solidaridad con el pueblo a las embajadas de EEUU o emprendiendo cualquier iniciativa de apoyo que puedan.

El Secretariado

Fuente:

Federación Sindical Mundial

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.